CityTour

Maui

Maui, también conocida como la Tierra de los arcoiris o la Isla del Valle Fértil, no es un mundo imaginario sino una isla bien real del Estado de Hawaii (Estados Unidos). La población se ubica justo en el valle  que se forma en medio de dos volcanes, el Mauna Kahawai y el West Maui Mountain, que le otorgan un aspecto peculiar. La isla lleva el nombre del semidiós polinesio Maui o Maui. Maui era un héroe mitológico de la Polinesia, bajito, mujeriego y con poderes mágicos.  

Maui posee la dosis justa de belleza y vitalidad, lo cual para los amantes de los paisajes tanto terrestres como marinos, es el sitio ideal y punto de encuentro. El senderismo, el trekking, el surf y el windsurf son algunos de los deportes sobresalientes de la isla.

El Parque Nacional de Haleakala es el área protegida más grande de Maui: ubicado sobre la cima del volcán inactivo más grande del mundo, posee escenarios naturales de belleza abrumadora a más de 3000 metros de altura sobre el nivel del mar. Existen varias alternativas de excursiones pero la más popular es sin dudas el ascenso en bicicleta, incluso para inexpertos. 

Si bien Maui parece ser una de las islas más caras de Hawaii, presenta ciertas ventajas. Todas las playas están abiertas al público y cada una de ellas tiene características propias y únicas. Hay algunas playas de arena, otras de restos de coral, otras de caracolas, otras con palmeras y otras rodeadas de vegetación. Todo depende de lo que desees hacer en la zona. Para descubrir lugares solo tienes que alquilar un vehículo y en aproximadamente ocho horas habrás podido recorrer la totalidad de las costas. Descubrirás que en Maui, conducir es un verdadero placer pues casi no existe el tráfico endiablado que suele ser común en otros centros turísticos. La ruta hacia Hana si tienes un auto, es un recorrido obligado que no debes dejar de hacer. Durante el trayecto descubrirás que jamás en la vida volverás a ver paisajes de tremenda belleza y encanto (sobre todo si la recorres con la luz del amanecer o el atardecer). En otoño-invierno, debido a la migración que realizan desde Alaska, se pueden observar ballenas juguetonas en las cálidas aguas de Maui.

Para alojarte existen miles de posibilidades. Dependiendo de las actividades que te gusten podrás elegir el norte, el centro o el sur, pero si no tienes una idea muy clara, Kihei es una buena opción por dos razones: la primera porque es dónde encontrarás una mayor oferta, tanto de servicios como de precios, y la segunda porque se encuentra en medio de la isla, a medio camino de casi todo. Además un dato interesante para saber es que se encuentra muy cerca de playas con arrecifes de coral donde hacer snorkel y la reserva natural de Ahihi Kinau y la playa de Maluaka con su Turtle town, donde es muy fácil observar el lánguido y diario trajinar de las tortugas de Maui.

Una de las cosas que te recomendamos es asistir a un luau. Un luau es un show de danzas hula que incluye cena tradicional hawaiana y bebidas. La música, los atuendos y la vibrante energía de los bailarines generaron un clima tan especial que emociona y hace bailar hasta el más duro. No importa si eres de esos que nacieron con dos pies izquierdos. En algún momento te encontrarás zapateando debajo de la mesa, siguiendo el ritmo hipnotizante de los tambores. El menú generalmente consiste en cerdo al estilo kalua (cocido en un horno de barro), mahi-mahi (pescado asado), lomi salmon (salmón ahumado troceado con tomates y cebolla), ensaladas, frutas, taro rolls o panecillos, y algún postre local de Maui como ser el haupia, un budín de coco hawaiano para tener la panza llena, el corazón contento y un final feliz.

Ir arriba